Contamos buenas historias de básquetbol. Contenido especial sobre NBA, Juegos Olímpicos, FIBA y mucho más.

El fallecimiento de Chick Hearn, el periodista icónico de los Lakers

El 5 de agosto de 2022, falleció el prestigioso relator de la transmisión partidaria angelina, generando homenajes de las figuras.

Chick Hearn Lakers
Chick Hearn relató 3338 partidos consecutivos, entre 1965 y 2001 (FOTOGRAFÍA: gentileza Sports Illustrated).

Hubo algunos periodistas seguidores cercanos a la mejor liga del mundo que se han ganado el caraño de los fanáticos y protagonistas con el correr de los años. Además, su arduo trabajo durante décadas incluyeron en las coberturas poosteriores y maneras de ver el básquet. Este fue el caso de Chick Hearn.

Desde 1965, comenzó su extenso camino como relator de la transmisión partidaria de Los Ángeles Lakers. El 21 de noviembre de ese año, debutó en su rol en el marco del duelo del conjunto californiano con Philadelphia 76ers, por la fase regular. A partir de ahí, empezó una racha de apariciones que hasta el día de hoy se mantiene vigente.

Hasta fines de 2001, Chick Hearn transmitió 3338 partidos consecutivos, sin interrupciones. Así, le puso su voz distintiva a las épocas exitosas de la franquicia durante las eras de Wilt Chamberlain-Jerry West, el “Showtime” con Magic Johnson, Kareem Abdul-Jabbar y James Worthy, y el dúo incontenible formado por Kobe Bryant y Shaquille O’Neal.

A lo largo de su exquisita trayectoria, el relator dejó frases icónicas que perduraron hasta la actualidad. Como “Air ball”, “To the charity strike”, “Slam dunk”, “Throws up a prayer”, “Finger roll”, “No harm, no foul”, entre otras. De hecho, fue el autor de la frase “Rock the baby”, cuando Julius Erving hizo la recordada volcada sobre Michael Cooper.

Muchos comentaristas pasaron por su lado para hacer su trabajo, y al mismo tiempo poder compartir y apreciar el talento de Chick Hearn en su profesión. Algunos de ellos fueron ”Hot” Rod Hundley, Pat Riley, Keith Erickson, Dick Schad, Lynn Shackelford y Stu Lantz. Junto con este último, fueron las voces principales de un videojuego de básquet llamado “NBA Courtside Featuring Kobe Bryant”, para Nintendo 64.

LA DESPEDIDA Y LOS RECONOCIMIENTOS

Desafortunadamente, la racha de 3338 partidos consecutivos finalizó el 16 de diciembre de 2001. Ese día, Chick Hearn se ausentó al encuentro entre los Lakers y Golden State Warriors, debido a que tuvo que someterse a una cirugía por una válvula aórtica bloqueada. Asimismo, durante su recuperación, sufrió una caída en su casa que le produjo la fractura de cadera, por lo tanto tuvo que esperar más tiempo para volver a la acción.

El 9 de abril de 2002, retornó a la transmisión con el fin de relatar el trayecto de los Lakers en los Playoffs. La buena noticia fue que el conjunto de Hollywood barrió a New Jersey Nets por 4 a 0 y coronó el tricampeonato. Fue la última conquista de los angelinos hasta 2009. Y ese fue el encuentro final de la carrera de Chick Hearn.

El 2 de agosto de 2002, sufrió otra caída en su casa, pero esta vez le causó una lesión grave en su cabeza. Tres días después, el 5 de agosto de 2002, el prestigioso relator dejó este mundo después de varios intentos de los doctores en extraer el líquido en su cerebro.

El fallecimiento de Chick Hearn schockeó al mundo de la mejor liga del mundo. “Generaciones de fanáticos llegaron a la NBA gracias a la voz y la visión de Chick Hearn. Era un fijo como la “Voz de los Lakers” y una leyenda en su profesión. Sus coloridas descripciones del juego trascendieron el deporte y han tenido una influencia indeleble en el baloncesto y en la transmisión misma”, dijo el aquel entonces Comisionado David Stern.

También, las figuras de los Lakers expresaron lo que significó la tristeza de su partida. “La ciudad de Los Ángeles ha perdido un ícono increíble. Durante todos los años que él ha estado presente como la voz de los Lakers, ayudó a capturar tantos momentos especiales para los fanáticos de todo el mundo”, aseguró Jerry West.

Por su parte, Magic Johnson agregó: “Nunca va a haber otro Chick Hearn. Es un hombre que será recordado mucho tiempo después. Algunas personas se vuelven más grandes que su deporte, más grandes que su trabajo. Cuando hablé con Chick, muchas veces no se trataba de baloncesto. Él siempre estuvo muy orgulloso de mí. Recibía pequeñas notas de él. Eso me haría sentir tan bien“.

Además, James Worthy manifestó: “Él creó cohesión en la ciudad con su transmisión. Chick creó esa armonía, esa familia que todos conocíamos como “Showtime”. Todo comenzó con la voz de Chick”. Mientras que Byron Scott comentó: “Chick te haría sentir el juego. El más grande que jamás lo haya hecho, el mejor que jamás lo hará”.

Un año después, llegarían reconocimientos memorables. Es que Chick Hearn fue incluido al Salón de la Fama en 2003, siendo así el primer periodista en lograrlo. Y los Lakers tampoco se quedaron atrás con los homenajes. El 27 de abril, la franquicia le construyó una estatua en las afueras del Staples Center (Crypto.com Arena). Y unos años antes, le ubicaron una camiseta con el símbolo de un micrófono en el techo del estadio, a la par de las otras estrellas de la franquicia púrpura y oro.

Compartir

OTROS ARTÍCULOS

El alero promedió 31 puntos durante su paso junto a los Pacers. Pudo ser el MVP de la etapa, aunque el premio fue para Damian Lillard.
Desde 2008 hasta 2010, la liga norteamericana organizó tres encuentros de pretemporada en el escenario del primer Masters 1000 de tennis.
La liga norteamericana realizó muchos acuerdos comerciales con los asiáticos desde el año 1985. En 2019, ocurrió un conflicto que afectó esa relación.
Un repaso por todos los encuentros de la mayor liga de básquetbol en tierras aztecas.