Contamos buenas historias de básquetbol. Contenido especial sobre NBA, Juegos Olímpicos, FIBA y mucho más.

Payton-Kemp, la dupla que causó sensación en Seattle Supersonics

El base y el ala-pivote formaron uno de los dúos más electrizantes que hubo en la década de 1990, en Seattle Supersonics.

Payton Kemp Seattle Supersonics
Gary Payton y Shawn Kemp guiaron a Seattle Supersonics hacia las Finales de la NBA 1996, rompiendo así la sequía de 27 años (FOTOGRAFÍA gentileza SB Nation).

Muchos fanáticos de la NBA piden constantemente el regreso de Seattle Supersonics a la mejor liga del mundo. Uno de los motivos de la demanda tiene que ver con los momentos históricos que le dio la franquicia a la competencia. Y una etapa memorable fue el equipo que se conformó en la década de 1990.

En 1989, el elenco de la Costa Oeste eligió a Shawn Kemp en el puesto 17 de la primera ronda del Draft. De hecho, llegó a transformarse en el jugador más joven de la historia en arribar a la liga. Es que no hizo un camino de transición entre el colegio secundario y el básquet profesional, mediante el torneo universitario de la NCAA.

Y un año después, seleccionó a Gary Payton en el segundo lugar del mismo evento. Así, encontró a los dos jóvenes que en cuestión de poco tiempo se transformaron en los principales referentes del equipo. A todo esto, hay que agregar la llegada de George Karl como entrenador en 1992.

La dupla estuvo a la altura de una competición que contaba con figuras de élite como Michael Jordan, Scottie Pippen, Shaquille O’ Neal, Clyde Drexler, Charles Barkley, entre otros. Con el pick and roll como su principal arma, el tándem se hizo un lugar en los primeros planos de la liga gracias a su dinámica dentro de la cancha.

Gary Payton, con el apodo de “The Glove”, se destacaba por su conducción de los ataques y su agilidad para abrir espacios. En tanto, Shawn Kemp, conocido en ese momento como “The Reign Man”, brillaba con su capacidad atlética para realizar volcadas y era incontenible en la pintura. Además, ambos jugadores eran muy sólidos en defensa, en sus respectivas posiciones. Y encima, había otros jugadores de experiencia que acompañaban en sus respectivos roles, como Nate McMillan, Detlef Schrempf, Sam Perkins y Hersey Hawkins.

Este estilo de juego permitió que Seattle Supersonics se consolidara como uno de los equipos más atractivos de ver, a fines del siglo XXI. Asimismo, cosechó algunos récords históricos en aquella época que lo llevó a vivenciar la era más emblemática de la franquicia.

EN LA CONVERSACIÓN POR EL TÍTULO

En sus trece años en Seattle Supersonics, Gary Payton promedió 18,2 puntos, 4,2 rebotes, 7,4 asistencias y 2,1 robos en 36,9 minutos por juego. Con este alto rendimiento, tuvo cinco apariciones en el Juego de las Estrellas (1994 a 1998) y nueve inclusiones en el Mejor Quinteto Defensivo (1994 a 2002). A su vez, fue elegido como el Mejor Defensor de la temporada 1995-96, luego de haber tenido el mejor promedio de robos por partido (2,9).

Por su parte, Shawn Kemp también estuvo presente en seis ediciones del All Star Game (1993 a 1998). El ala-pivote, en ocho temporadas con la franquicia que lo drafteó, registró 16,2 unidades, 9,6 tableros, 1,8 pases gol, 1,2 recuperos y 1,5 tapas en 29,8 minutos por encuentro.

De esta manera, la dupla icónica del elenco de la Costa Oeste logró hitos inolvidables. En la campaña 1993-94, superó por primera vez la barrera de los 60 triunfos en fase regular. Consiguió 63 victorias en 82 presentaciones, con el fin de ocupar el primer puesto de su Conferencia. Sin embargo, se llevó un golpe bajo tras caer en la primera ronda de los Playoffs ante el octavo de la región, los Denver Nuggets de Dikembe Mutombo.

Dos años después hubo revancha. Seattle rompió nuevamente el récord y alcanzó los 64 partidos ganados en la temporada regular 1995-96. Esta marca no se volvió a extender, inclusive con los grandes equipos que se establecieron más adelante en Oklahoma City Thunder. A su vez, los dirigidos por George Karl volvieron a finalizar en lo más alto de la región.

Y en esta ocasión, se consagraron campeones del Oeste tras vencer en la primera ronda a Sacramento Kings (3-1), barrer en las Semifinales a Houston Rockets (4-0) y derrotar en las Finales de Conferencia a Utah Jazz (4-3). De esta forma, avanzaron a las Finales de la NBA por primera vez en 27 años, ya que la última vez había sido el campeonato logrado en 1979. Sin embargo, se tuvieron que cruzar con el equipo más legendario de todos los tiempos, los Chicago Bulls de Michael Jordan. A pesar del notable esfuerzo durante seis duelos, la dupla Gary Payton-Shawn Kemp no pudo superar al conjunto liderado por Su Majestad.

La era majestuosa de Seattle Supersonics duró hasta 1998, año en que la franquicia traspasó a Shawn Kemp a Cleveland Cavaliers. La salida de “The Reign Man”, junto con los retiros de Nate McMillan y Detlef Schrempf, marcó el fin de una etapa muy recordada, no solo por los seguidores del estado de Washington, sino también por los fanáticos de la NBA. Por su parte, Gary Payton estuvo un tiempo más representando a los de la Costa Oeste. Pero en 2002, se consumó el intercambio con Milwaukee Bucks que provocó la partida de “The Glove”.

La camiseta simbólica, con el fondo verde y el logo gigante en el centro de la musculosa, quedó entre los uniformes más preciosos de la mejor liga del mundo. Y la melancolía se agudizó aún más, cuando la franquicia se mudó a Oklahoma City en 2008. A pesar de las apariciones de jóvenes promesas como Ray Allen y Kevin Durant, los de Washington no pudieron conservar al equipo en sus tierras.

LA ACTUALIDAD DEL DÚO

En 2020, se inauguró un local en la ciudad de Seattle, llamado “Shawn Kemp’s cannabis”. Con un peso excedido que no pudo evitar en sus últimas aventuras en la NBA, “The Reign Man” se dedicó a la venta de marihuana en cannabis. El ex ala-pivote cuenta actualmente con la ayuda de dos muchachos para promover sus productos: Matt Schoenlein y Ramsey Hamide.

Gary Payton estuvo presente en el día que se inauguró oficialmente el local de su compañero en los Supersonics. De todos modos, el campeón con Miami Heat en 2006 se lo ve muy activo en dos aspectos. Primero, en su rol de padre a la hora de acompañar a su hijo en la mejor liga del mundo. Gary Payton II firmó un buen contrato con Portland Trail Blazers, luego de haber sido partícipe en la consagración de Golden State Warriors en 2022.

Y también, está realizando el trabajo arduo, en conjunto con la empresa Oak View Group, de traer de vuelta a Seattle Supersonics a la NBA. El equipo brindó momentos legendarios en la competencia a lo largo de su historia, por lo tanto Payton está aciendo lo posible para cumplir el sueño de todos los seguidores de la liga. “Nuestro equipo nunca debería haberse ido, y yo soy una gran parte de eso”, manifestó The Glove.

De hecho, se lo vio con ex-compañeros del emblemático equipo de la década de 1990, en los partidos de pretemporada que se llevaron a cabo en la ciudad. Entre ellos estaba Shawn Kemp, con quien conformó uno de los tándems más agresivos y dinámicos de la historia.

 

Compartir

OTROS ARTÍCULOS

El sábado 9 de diciembre de 2023, el conjunto californiano se impuso en la final del In-Season Tournament sobre Indiana Pacers por 123 a 109.
En enero de 2015, el conjunto de Georgia fue el primer equipo de todos los tiempos en terminar con una marca de 17-0 en dicho mes.
El 13 de abril de 2016, el conjunto de Oakland estableció la mejor marca de la historia de la fase regular. También, fue el retiro de Kobe Bryant.
El 18 de julio de 2013, la Junta de Gobernadores de la NBA aprobó de manera unánime el retorno de la marca “Hornets” a Carolina del Norte.